Quiste folicular pigmentado perianal: variante múltiple inusual

Perianal pigmented follicular cyst: unusual multiple variant

Autores | Contacto

K Gálvez Ramírez *,  M del Pino **, MA Alfaro *** y V Toro ****

*Residente de Dermatología. Universidad de Chile.
**Dermatólogo. Hospital San José . Santiago . Chile .
*** Médico Cirujano. Hospital El Carmen. Santiago . Chile .
**** Médico Anátomo-Patólogo. Hospital San José . Santiago . Chile . e-mail: kgalvezr@gmail.com

Recibido: 21.06.2017.-Aceptado para su Publicación: 31.07.2017.-

Los autores no poseen conflicto de interés.

Dirección
Dra. Mirta Cristina Verdi

Resumen | Palabras Claves

RESUMEN

Los quistes foliculares pigmentados son quistes epiteliales muy infrecuentes. Se describen como lesiones papulares pigmentadas, de carácter benigno, que generalmente se ubican en la cabeza o cuello. Surgen de manera única, siendo la variante múltiple aún menos frecuente. A continuación, se presenta el caso de un hombre joven, con antecedentes de VIH en terapia antiretroviral, quien consultó por la presencia de múltiples lesiones perianales, asintomáticas, de larga data, cuyo resultado histológico resultó compatible con: quistes pigmentados foliculares múltiples.

PALABRAS CLAVE: quistes foliculares pigmentados, quiste epitelial, VIH, antiretroviral, perianales.

SUMMARY

Pigmented follicular cysts are a very rare epithelial cysts. They are described as a benign papular lesion, that is usually located in the head or neck. They arise as unique, being the multiple variant even less frequent. We present the case of a young man with a history of HIV in antiretroviral therapy, who consulted for the presence of multiple, long-term asymptomatic perianal lesions whose histological result was: compatible with multiple follicular pigmented cysts.

KEY WORDS: pigmented follicular cysts, epithelial cysts, HIV, antiretroviral, perianals.

Artículo | Referencias

INTRODUCCIÓN

Los quistes foliculares pigmentados son quistes epiteliales de baja frecuencia. Se presentan con frecuencia en hombres entre los 20 y 63 años. La ubicación habitual es en cabeza y cuello. Clínicamente, se aprecian como papulas y nódulos pigmentados, siendo los casos múltiples infrecuentes, más aún los de ubicación perianal.

PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO

Paciente masculino de 32 años, con antecedentes de VIH tratado con terapia antiretroviral (abacavir, lamivudina y efavirenz) desde hace 7 años, con carga viral indetectable. Consultó por presentar lesiones papulares localizadas en la zona perianal, asintomáticas desde los 18 años, estables en el tiempo. Al examen físico se observó múltiples lesiones perianales, tipo pápulas cupiliformes, de superficie lisa, bien circunscritas con una base sésil, de 5 mm de diámetro, color amarillo parduzco, de consistencia elástica (Fig 1).

Fig 1: lesiones perianales múltiples, tipo pápulas cupiliformes, superficie lisa, con con base sésil, color amarillo, de consistencia elástica.

Se realizó biopsia excisional de una de las lesiones, evidenciándose al estudio histológico una cavidad quística fibrosa localizada en la dermis, comunicada con la superficie por un poro estrecho. Dicha cavidad, estaba tapizada por un epitelio escamoso estratificado con queratinización epidérmica, con contenido de queratina laminillar y troncos pilosos pigmentarios (Figs 2 y 3). Los hallazgos fueron compatibles con quiste folicular pigmentado. El diagnóstico clínico e histológico fue: quistes pigmentados múltiples perianales. Como manejo se planteó observación y seguimiento del paciente en el tiempo

Figs 2 y 3: cavidad quística fibrosa en dermis, tapizada por epitelio escamoso estratificado, con queratinización epidérmica conteniendo queratina laminillar y troncos pilosos pigmentados.

COMENTARIO

Los quistes cutáneos son patologías frecuentes en Dermatología. 1 Tienen etiologías variadas y la mayoría de ellos son adquiridos. Su apariencia clínica no es específica, por lo que el diagnóstico de certeza es histológico. Se clasifican de acuerdo con el tipo de epitelio que los reviste, tipo de queratinización, la presencia de tallos pilosos y relación con estructuras anexiales adyacentes a los elementos, que se observan en sus paredes y en su interior. 2 Los quistes cutáneos más frecuentes son los originados en el folículo pilosebáceo, siendo los infundibulares y los tricolémicos los más comunes. El quiste pigmentado folicular es un quiste epitelial muy infrecuente y su variable múltiple más rara aún. Afecta con mayor frecuencia a hombres jóvenes y son por lo general asintomáticos; clínicamente se manifiesta como una pápula  o nódulo pigmentado solitario, ubicado en la cabeza o cuello 5.

El quiste pigmentado folicular es un quiste epitelial infrecuente, ubicado en la dermis media 4,6. Los primeros casos fueron reportados por Mehregan y Medenica en 1982 7, quienes describieron siete pacientes con lesiones solitarias. Posteriormente Ribera y col en 1990, reportaron los primeros dos casos de la variante múltiple 7. Desde entonces ha habido pocos reportes de casos. Los quistes foliculares pigmentarios se presentan generalmente en hombres adultos, entre los 20 y 63 años, siendo su ubicación habitual la cabeza o el cuello 5,8,aunque se han descrito ocasionalmente otras ubicaciones como: axilas, pecho, abdomen, pubis, vulva, extremidades inferiores y perianal como nuestro caso 4,5,9. Su patogenia es desconocida, pero se cree está relacionada a la obstrucción del infundíbulo folicular, como el factor gatillante. 9,10 Clínicamente se manifiesta como una pápula cupiliforme, de 1 a 15 mm de diámetro, de color  marrón-grisácea o negro azulada. Por lo general son lesiones únicas, los casos múltiples son aún más infrecuentes.3 Histológicamente, se caracteriza por ser un quiste presente en dermis media, cubierto por epitelio escamoso estratificado con queratina laminada y pelos terminales intactos o degenerados en su lumen. Probablemente, los quistes foliculares sean una entidad infra-diagnosticada o confundida con otras lesiones, de aspecto clínico similar, dado su curso asintomático y benigno. 4 Dentro de los diagnósticos diferenciales se encuentran: el nevo pigmentado, esteatocitomas múltiples, quistes vellosos eruptivos, quiste dermoide y nevo azul, debido a su color marrón, negro o azul. 3,9 En cuanto al tratamiento se han utilizado: queratolíticos como retinoides, escisión quirúrgica con bisturí,  electrocirugía, láser  CO2 y láser YAG. 4  Por ser una lesión benigna puede observarse en el tiempo y plantear tratamiento, cuando es un problema estético o de calidad de vida. El interés de publicar este caso radica en su infrecuencia, pues es un reporte de la variante múltiple en un lugar atípico.

REFERENCIAS

1. Jenkins J y Morgan M. Dermal cysts: a dermatopathological perspective and histological reappraisal. J Cutan Pathol 2007; 34: 815-829.

2. Sánchez Y. Quistes cutáneos. Concepto, terminología y clasificación. Monogr Dermatol 1993; 6: 85-88.

3. Pérez-Pérez L, Álvarez J, Pereiro-Ferreirós MM, Peteiro C y Toribio J. Quistes de pelo terminal múltiples en región perianal. Actas Dermosifiliogr 2007; 98: 213-218.

4. Álvarez-Pérez A, Labandeira J y Toribio J. Quistes múltiples de pelo terminal pigmentado. Piel 2010; 25 (2): 75-77.

5. Chuang Y, Hong H y Kuo T. Multiple Pigmented Follicular Cysts of the Vulva Successfully Treated with CO2 Laser: Case Report and Literature Review. Dermatol Surg 2004; 30: 1261-1264.

6. Mehregan AH y Medenica M. Pigmented follicular cysts. J Cutan Pathol 1982; 9 (6): 423-427.

7. Ribera M, Ferrándiz C, Andreu J y Lorenzo JC. Multiple pigmented terminal hair cysts. J Am Acad Dermatol 1990; 23: 1183.

8. Requena L y Sánchez E. Pigmented follicular cyst. J Am Acad Dermatol 1989; 21: 1073-1075.

9. Erkek E y Bozdogan Ö. Pigmented terminal hair cysts within an intradermal melanocytic naevus. JEADV 2003; 17: 94-96.

10. Wang CYE, Pujol RM, Ahmed I y Su WPD. Pigmented terminal hair cyst: a clinicopathologic study of eight cases. Turk J Dermatopathol1999; 7: 94-98.

Referencias

REFERENCIAS

1. Jenkins J y Morgan M. Dermal cysts: a dermatopathological perspective and histological reappraisal. J Cutan Pathol 2007; 34: 815-829.

2. Sánchez Y. Quistes cutáneos. Concepto, terminología y clasificación. Monogr Dermatol 1993; 6: 85-88.

3. Pérez-Pérez L, Álvarez J, Pereiro-Ferreirós MM, Peteiro C y Toribio J. Quistes de pelo terminal múltiples en región perianal. Actas Dermosifiliogr 2007; 98: 213-218.

4. Álvarez-Pérez A, Labandeira J y Toribio J. Quistes múltiples de pelo terminal pigmentado. Piel 2010; 25 (2): 75-77.

5. Chuang Y, Hong H y Kuo T. Multiple Pigmented Follicular Cysts of the Vulva Successfully Treated with CO2 Laser: Case Report and Literature Review. Dermatol Surg 2004; 30: 1261-1264.

6. Mehregan AH y Medenica M. Pigmented follicular cysts. J Cutan Pathol 1982; 9 (6): 423-427.

7. Ribera M, Ferrándiz C, Andreu J y Lorenzo JC. Multiple pigmented terminal hair cysts. J Am Acad Dermatol 1990; 23: 1183.

8. Requena L y Sánchez E. Pigmented follicular cyst. J Am Acad Dermatol 1989; 21: 1073-1075.

9. Erkek E y Bozdogan Ö. Pigmented terminal hair cysts within an intradermal melanocytic naevus. JEADV 2003; 17: 94-96.

10. Wang CYE, Pujol RM, Ahmed I y Su WPD. Pigmented terminal hair cyst: a clinicopathologic study of eight cases. Turk J Dermatopathol1999; 7: 94-98.

Sea el primero en comentar este artículo

Deje su comentario

Su casilla de mail no será publicada.


*